Esta pieza pretende llamar la atención sobre la indigestión de las tónicas patriarcales que continúan legitimándose y dándosenos a tragar cada día, a cada hora, en nuestras vidas concretas y corrientes.

 

Hay trece poemas, dispuestos sobre platos de cartón, para leer el poemario, está invitado a sentarse a la mesa e ir desplazándose de silla en silla. Usted encontrará en el medio de la mesa algunos paréntesis con los que podrá intervenir el poemario.  

-I-
No nos damos cuenta
y nos lo comemos todito
las respuestas airadas
los golpes bajos las miradas inertes. 

-II-
Enfadarse, una de nosotras, ¿dónde se ha visto?
te pones fea
te salen arrugas
violentada hasta la angustia 
estás más guapa
cierra la boca
traga, traga. 

-III-
Ajusticiaron a las brujas
y después a las “indias”
y a las viejas hechiceras
Para quedarse solos
y acorralarse
en mitad de la natura
con su mundo entorno
levantaron altas torres
y andamios
a partir de razonadas
arquitectónicas
que los justificaban
ante su dios inventado
Pero acabaron esos días
y las torres de entonces
son escombro
y los andamios gusanos. 

 

-IV-
Desde entonces sacamos la lengua y nos vestimos de rojo 
y la rabia nos habitó 
algunos lustros
enredada por las piernas
moviéndonos los brazos
Escupimos muchas veces
la bilis amarilla
y nos ardió la garganta
luego el volumen subió 
y el rojo sirvió para marcarnos:¡Brujas! nos 
dijeron. ¡Demonios! 

 

-V-

Nuevamente lo tenemos todo por hacer: discutamos. 
1º)Identidad versus 2º)subjetividad
pues el funcionamiento de cada una está bien estudiado:
1º)si A es A y B es B
entonces, A no puede nunca ser B y B no puede nunca ser A, entonces “A o B” ó también “Ay B”
2º) Rizoma, esto es: ni A ni B. 

 

-VI-

Los confines quién los pone y con qué fines los evoca. Qué quiere dejar fueraqué le estorbaen su edificio neomodernoqué quiere hacer pasar por razón universal. 

-VII-
Saltan chispas lo sabemos
es el pan de cada día
irascibilidad inducida
a fuego lento a ver si ablanda
mientras, las manos a la masa
echando leña al fuego
hornada tras hornada
No te miento 
hay mucho miedo bien fundado
No es entrar dentro lo que nos pasa por la cabeza 
más bien cruzar
atravesarnos en la traquea patriarcal.

 

-VIII-
Y volvemos a los problemas de siempre
es este tu cuerpo o me pertenece?

 

-IX-
Cascabeles que hacían ruido para poder estar geolocalizadas nos atamos a las muñecas…
¡NUNCA MÁS!

Colage sobre cartón y tela,  instalación sobre mesa y sillas de madera 180x60. En Cuerpos en Resistencia. Manzana 14. Centro de innovación Cultural. Guayaquil. 17 abril-2 mayo 2019

-XI-
Qué no forma parte de vos?
¿yo? 

-XII-
Necesitamos hablarnos 
mirarnos
comer juntas
hay una matriz común 
que está siendo retorcida
hasta el sarcasmo
y el llanto de los cuerpos
se sofoca al contacto 
que queda prohibido
o destinado a instituciones ad hoc
a instrucciones concisas
y electrodomésticas.

-XIII-
A que la resistencia
lo es a la estructura
vertical de la relación de poder que se cristaliza en dominación
se la juegan estos cuerpos
sobrealimentados
como redes neuronales saturadas de infinitas cantidades. 
Perdimos el discurrir por el camino
hagamos un claro en el bosque
donde encender una hoguera
que nos sitúe
y nos conmueva.

 © 2019 by Crista Mora with Wix.com